Muchas veces nos informamos de qué alimentos son los más sanos y convenientes para nuestra salud, lo cual está muy bien, pero nos olvidamos de que estos alimentos y el modo en que los consumimos y preparamos van a parar a una maquinaria sorprendentemente compleja en la que pasamos toda nuestra vida; el cuerpo humano. Es por ello que conocerlo es conocernos y es de vital importancia para comprender de verdad el sentido de lo que significa cuidarse.

Para ello tenemos que practicar la auto-observación y empezar a escuchar los mensajes que nos envía nuestro propio organismo, en lugar de molestarnos o intentar silenciarlos. Cuando hay algún dolor, molestia o trastorno el cuerpo nos está indicando que algo no…